Huerta en casa: descubre cómo hacerlo

horta-caseira

Especias frescas y verduras siempre a mano. ¿Cómo conseguirlo sin tener que ir al mercado o feria más cercana, que no siempre es garantía de productos frescos? Una buena solución es cultivar un pequeño jardín en casa.

Fácil de armar y mantener, una mini huerta es una excelente opción para quienes no cuentan con mucho espacio en casa o viven en un departamento. Se puede cultivar en jardineras o macetas en un balcón o incluso en la zona de servicio.

Los productos de la tierra son más sanos y sabrosos, porque además de estar recién cosechados, sabes cómo se han cuidado.

 

Índice
  1. Huerto casero: decide qué plantar
  2. Huerta casera: recipientes y su preparación.
  3. Huerta casera: plantar la huerta
  4. Jardín de la casa: mantenimiento

Huerto casero: decide qué plantar

Mejorana, romero, tomillo, ajedrea, orégano, perejil, cebollino, menta… Todas estas especias se pueden cultivar en macetas o en jardineras – enseña Nunes. También es posible plantar hortalizas e incluso pimientos.

Para elegir, primero debe evaluar el espacio disponible. Si es demasiado bajo, podría ser mejor seguir con algunos condimentos de uso más común. Después, siempre es bueno acudir a una casa de jardinería para conocer sus características.

Algunas especies se reproducen bien por semillas, otras se propagan a partir de plántulas. Las dimensiones que puede tomar la planta también son importantes a tener en cuenta a la hora de decidir.

Pero de todos modos, las plantas siempre necesitan luz. Por lo tanto, se debe elegir un lugar bien iluminado para el jardín, explica. Deben estar bajo la luz solar directa durante una parte del día para que crezcan y se vuelvan deliciosos.

Huerta casera: recipientes y su preparación.

Cualquiera que sea el recipiente que elija (macetas de cualquier forma o jardineras), todos deben tener agujeros debajo para drenar el agua. Tampoco deben ser demasiado bajos, ya que se secan rápidamente.

Las macetas acomodan mejor las hierbas, ya que no necesitamos una gran cantidad a la vez y se reproducen rápidamente. La albahaca y el perejil pueden ser buenas opciones para este tipo de recipiente.

Para preparar la maceta o jardinera, cubra completamente los agujeros con una capa de drenaje, que puede ser arcilla expandida, pequeños fragmentos de maceta y tejas o piedra triturada. Luego colocar tierra vegetal pura o con humus.

Si se planta a partir de plántulas, coloque el suelo hasta la altura donde se completará la base de las plántulas más tarde. Si usa semillas o tallos, puede llenar el recipiente, pero sin sobrellenarlo. Deje siempre un pequeño borde.

Huerta casera: plantar la huerta

Las semillas deben colocarse en pequeños surcos excavados con los dedos. La profundidad requerida se especifica en el embalaje. Pero no tenga en cuenta el espaciado indicado. Cuando las plántulas crezcan, deje solo las vigorosas.

Muchas plantas se reproducen plantando un pequeño tallo. En estos casos basta con cortar una rama de unos 10 cm, quitarle la punta y las hojas de la base. Luego, simplemente entierre los primeros 4 cm en la tierra.

En el caso de las plántulas, basta con acomodarlas en el contenedor y completar con tierra hasta la altura de la que venía en la bolsa en la que se adquirieron. De ahí la necesidad de colocar previamente tierra sólo hasta la altura de la base de la plántula.

Las macetas o jardineras deben regarse bien después de plantar. Y, aunque es necesario colocarlas en un lugar bien iluminado, debes evitar dejarlas demasiado tiempo expuestas al sol durante la primera semana.

Jardín de la casa: mantenimiento

Es necesario mantener la tierra siempre húmeda, pero no en exceso, ya que esto pudrirá las raíces. Dependiendo del entorno, riegue todos los días o dos a la vez. Los contenedores más grandes tardan más en secarse.

También se pueden usar fertilizantes, pero demasiado puede quemar las plantas y matarlas. Solo agregue pequeñas cantidades de humus, fertilizantes minerales o fertilizantes líquidos. Consulte la cantidad y la frecuencia indicada.

Cuando las plantas empiezan a verse mal, es hora de replantar las plántulas repitiendo el proceso. Al hacer esto, también es recomendable cambiar la tierra en las macetas o jardineras.

Finalmente, siempre que aparezcan hojas enfermas, retírelas para que no se propague a la planta ni a los demás. También esté atento a los errores para eliminarlos cada vez que aparezcan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir